Más noticias

Deuda: «Topo» Rodríguez apoyó el proyecto de renegociación

El jefe del bloque de Consenso Federal negó una alianza con la Casa Rosada, pero cree que necesitan la ley para negociar con acreedores

El diputado Alejandro «Topo» Rodríguez, dirigente cercano al exministro de Economía Roberto Lavagna, preside el bloque de Consenso Federal y, junto a Graciela Camaño y Eduardo «Bali» Bucca, apoyó la megaley de emergencia pública que promovió el Gobierno a fines del año pasado. Esta postura les valió ser blanco de críticas de Juntos por el Cambio, que les achaca ser un «bloque aliado» del oficialismo.

«No somos un bloque aliado del Gobierno y vamos a votar los proyectos de acuerdo con nuestro criterio», responde Rodríguez, aunque a lo largo del diálogo que mantuvo con LA NACION resaltó el rumbo que en materia económica adoptó el gobierno de Alberto Fernández.

«Hubo un cambio en la orientación de la política económica y creemos que, en general, es correcta. Además, han cambiado las prioridades en materia social, y eso es positivo. La políticas se evalúan por sus resultados, por lo tanto hay que tener paciencia. Estamos frente a un gobierno que recién comienza tras haber asumido una situación muy compleja en la Argentina», enfatizó Rodríguez a LA NACION.

-El Gobierno sostiene que las medidas que adoptó hasta ahora han sido para estabilizar la economía y atender la emergencia. ¿Cree que aplicará luego un plan económico integral?

Nadie asegura que empíricamente un plan sea mejor que una buena orientación de política económica. Y una buena orientación de política económica debe considerar un conjunto de planes según el sector, en el marco de una estrategia general. En este sentido, parece que hay una estrategia que pone el acento en la deuda como el asunto más relevante a resolver en el corto plazo, la necesidad de reactivar el consumo para motorizar la reactivación productiva y un impulso muy fuerte hacia los sectores más postergados. En términos generales hay una orientación bien distinta a la que dejó Mauricio Macri, está claro.

-Si usted cree que en líneas generales la orientación del Gobierno es la correcta, ¿debería inferir que Consenso Federal será aliado del Gobierno?

No necesariamente. Vamos a ver caso a caso, proyecto por proyecto.

-En Juntos por el Cambio afirman que las leyes de emergencia que se votaron en el Congreso y en la Legislatura bonaerense son un impuestazo a la clase media. ¿Usted qué opina?

Esa cuestión de poner rótulos deja de lado un análisis mucho más fino y ninguno se tomó el trabajo de precisar cuáles son los segmentos más afectados. Claramente hay componentes que alivianan la situación de las pymes con una amplia moratoria y hay componentes que alivianan la situación de millones de jubilados, que han tenido una baja en la tasa de interés en los créditos de la Anses y una postergación de sus compromisos durante enero, febrero y marzo. En Buenos Aires, donde las pymes están al límite en materia financiera, se anunció una moratoria muy amplia. Como estas decisiones, deberían venir varias más.

-En una reunión con dirigentes del campo, los diputados de Juntos por el Cambio recordaron que ustedes votaron a favor de la suba de las retenciones y que, por eso, son un bloque aliado al Gobierno. ¿Cómo lo tomó?

Nosotros priorizamos el diálogo y sería positivo que los representantes del sector agropecuario también dialoguen con nosotros. El diálogo sirve para hacer reflexiones sobre la base de datos ciertos y no sobre lo que otros sectores políticos dicen. Si hay un lugar en el que no estamos es en el lugar de la rabia, nadie nos va arrastrar al lugar de la rabia en política. Hubo siete de nuestros diputados que no acompañaron el aumento de las retenciones y otros, en este caso cuatro, lo apoyamos sobre la base de incorporar elementos muy positivos para esa ley, como la posibilidad de segmentar retenciones en favor de los pequeños productores, de las cooperativas y de quienes están más alejados de los puertos.

-Esa promesa de segmentar retenciones aún no se instrumentó y en el campo descreen de que sea una solución efectiva.

Es cierto que no es una solución y, para eso, los representantes del campo tienen que llevar sus reclamos al Gobierno. Nosotros somos un bloque minoritario de oposición y el oficialismo tenía los votos suficientes para aprobar solo, sin ayuda de nadie, la suba de las retenciones. Lo que hicimos nosotros, e hicimos bien, fue incluir un artículo importante que les interesa muchísimo a los pequeños y medianos productores. La Sociedad Rural, impulsada por el macrismo, salió a criticar nuestra posición de manera directa. Nosotros no queremos ese tipo de relación con el campo.

-La semana próxima se debate el proyecto de ley sobre deuda. ¿Cómo lo van a votar?

Recibimos el proyecto, lo estamos analizando. Le pedimos al diputado Jorge Sarghini hacer una primera evaluación y en las próximas horas la tendremos. La expectativa es positiva respecto del proyecto en sí mismo, dado que en principio se trataría de dotar al Gobierno de un respaldo institucional necesario y conveniente para sentarse frente a los acreedores a formular una propuesta de reestructuración.

-¿Lavagna es un hombre de consulta del Gobierno?

Roberto tiene el compromiso intacto hacia la Argentina. Es público que recibió a Fernández cuatro días después de haber ganado la elección y que también tuvo un diálogo con el ministro de Economía, (Martín) Guzmán. No le ha negado una consulta ni su respetuosa opinión a Macri, mucho menos se la va a negar a este gobierno. Al contrario.

-¿Qué piensa Lavagna sobre Guzmán?

Le pareció un hombre inteligente y equilibrado en su visión de la economía, ubicado entre una visión ortodoxa y heteredoxa. Lo vio con los pies sobre la tierra.

-¿Lavagna presidirá el Consejo Económico y Social que quiere lanzar el Presidente?

Que se impulse el Consejo Económico y Social sería importante para nosotros, ya que fue una de nuestras principales propuestas de campaña. Yo no lo hablé con Lavagna, pero mi impresión, conociéndolo, es que no tiene una inclinación a ocupar una función institucional.

Deja un comentario